Un nuevo golpe al salario de los trabajadores

A la luz y el gas se suman los pasajes

Printer-friendly versionPDF version
Fecha: 
10/01/2018 - 13:46
 Hasta el año pasado, los salarios de los trabajadores tenían en cuenta el bajo costo de los servicios públicos que consumen ellos y sus familias. Con el nuevo año, y sin que haya habido un aumento en la parte proporcional de sus salarios, el gobierno de Macri ha avanzado en aumentar todos los precios de dichos servicios que en ningún caso baja del 60%.
En el caso de los transportes del Area Metropolitana, el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, anunció los aumentos a partir del 1 de febrero, y que el boleto mínimo de colectivos llegará en junio a $10 (66% de incremento) y el de trenes urbanos a $3,25 en el caso de las líneas Roca, Belgrano Sur, Belgrano Norte y Urquiza (62,5% de aumento), mientras que en las líneas Mitre, Sarmiento y San Martín el boleto mínimo pasará a $6,75, reflejando un aumento del 68,75%.
En una argumentación parecida a aquella de que “los jubilados van a tener menos pesos pero más poder adquisitivo”, el ministro Dietrich presentó los nuevos aumentos diciendo: “Estamos lanzando la Red SUBE, un sistema de tarifa integrado que funcionará desde febrero. Esto va a permitir que los que viajen más, paguen menos”. Así se pretende presentar como un beneficio de que van a pagar menos, cuando en realidad además de ser un aumento para todos igual en el primer tramo, será de un 50% menor en el segundo medio que el trabajador deberá tomar y de 75% menos si tiene que tomar un tercer medio, con un límite de dos horas de viaje.
Desde el Ministerio de Transporte, se insistió en el relato que la prensa afín al macrismo repitió sin analizar: “Con las nuevas tarifas y la implementación de Red SUBE, el sistema permitirá a quienes viajan mayores distancias, seguir pagando lo mismo o menos de lo que se paga hoy”. El más jugado fue Clarín, que tituló en tapa el 4 de enero: “Pese a la suba, viajar será más barato para quienes usen más de un transporte”. Y la nota interior se tituló: “El ministro Dietrich anunció subas de 66% en trenes, colectivos y subtes, pero los que viven lejos pagarán menos que ahora (¡sic!)”.