Urge reglamentar la ley

Reunión por la Emergencia Social

Printer-friendly versionPDF version
Fecha: 
15/02/2017 - 16:58

Entrevista a Fredy Mariño, representante de la CCC, en la reunión realizada junto con la CTEP y Barrios de Pie, con el Gobierno nacional.

 

- ¿Qué nos puede decir sobre la reunión?

Fue importante una reunión que venía demorada después de luchar tanto durante dos meses de aprobada la ley de Emergencia Social, sin que el Gobierno avanzara en su reglamentación. Ésta fue la primera reunión de lo que la ley marca como el Consejo de la Economía Social. Se hicieron las presentaciones, nos conocimos con los funcionarios de los tres ministerios: Miguel Ponte, por el Ministerio de Trabajo de la Nación, Matías Kelly de Desarrollo Social, que es el secretario responsable de la Economía Social, y un funcionario del Ministerio de Hacienda. Y estaban los compañeros de las tres organizaciones que luchamos por la ley de Emergencia Social: Barrios de Pie, CTEP y la CCC.

Se puso el centro en lo que es la implementación de la ley, haciéndose hincapié en la reglamentación y en la necesidad de cumplir lo que establece la ley de Emergencia Social, registrando a los miles y miles de trabajadores de la Economía Social en pos del salario social complementario; se hizo un planteamiento sobre esos miles de hombres y mujeres a lo largo y ancho del país que son desocupados, que no tienen todavía ningún tipo de cobertura por parte del Estado a través de algún programa social, llámese Argentina Trabaja, o los programas de trabajo autogestionado. Se acordó en tener un funcionamiento cada 15 días, arbitrando que de ser necesario se pudiera reunir todas las semanas si la problemática así lo requiere. Los funcionarios del Gobierno quedaron en mandarnos el acta de esta reunión para que la veamos, y quedó convocada la reunión para el próximo 2 de marzo.

 

- Esto implica que todavía no han asumido los designados, en el caso de la CCC Juan Carlos Alderete, Castro por la CTEP y Menéndez que estaba entre los presentes. Eso implica que se ha abierto la presencia de observadores de otras organizaciones para hacer un consejo más amplio. ¿Es así?

Exactamente, se ha abierto la posibilidad de una participación más amplia de organizaciones representativas, no superior a seis personas. Hoy participaron representantes de la Corriente Darío Santillán, es posible que se integren compañeros de otras organizaciones sociales.

 

- Eso estaría en el orden de lo que la CCC plantea, que la ley no es una ley para algunas organizaciones sino para el conjunto de los desocupados, de todas las organizaciones que hayan participado o no de lo que se ha llamado los Cayetanos.

 Sí, seguro. Es una ley nacional, por lo tanto con esta ley van a beneficiarse todas las organizaciones, todos aquellos sectores desocupados, trabajadores informales que estén organizados, y en distintos planes municipales y provinciales. Porque el texto de la ley plantea la respuesta a una situación social que se ha agravado en el último tiempo. Por lo tanto, no es solamente potestad de ser beneficiarias las organizaciones que la gestamos, la luchamos, la trabajamos; sino para el amplio universo de necesidades que se viven en nuestro país con las políticas de este gobierno. En ese contexto, en esta reunión se hizo hincapié en la demora de la implementación de este Consejo Social, porque la ley ya lleva dos meses de ser aprobada y recién hoy estamos en la primera reunión de conformación de ese Consejo.

Manifestamos también que en nuestro próximo plenario, que es el viernes, sábado y domingo en Mar del Plata, con más de mil delegados de todo el país, seguramente, de no conseguir soluciones rápidas, vamos a un plan de lucha. Los compañeros del Evita como de Barrios de Pie, plantearon que por un tema de solidaridad de clase, exigen que se reglamenten medidas para ir resolviendo la problemática que viven muchos compañeros de la CCC, con distintos planes del Ministerio de Trabajo; si no, serían parte de ese plan de lucha que nosotros ya estamos discutiendo a pocas horas del plenario nacional.

En el caso nuestro, más allá de la necesidad de discutirlo en el plenario, saldríamos a la calle con las organizaciones hermanas la próxima semana, de no resolverse la problemática que planteamos. Y después confluiremos en esa jornada, a partir del mediodía, con la CGT el día 7 de marzo. Después iremos a una gran asamblea popular en Plaza de Mayo para el 13 de marzo, donde trataremos de combinar con la CGT, la CTA, los trabajadores estatales, el movimiento Ni un pibe menos por la droga, el Movimiento de Mujeres en esa lucha que están llevando contra la violencia de género, los femicidios, etc. Así como con todas las organizaciones sociales, políticas, gremiales, que hoy enfrentan la política de ajuste, la política discriminatoria en el caso de Ni un pibe menos por la droga, etcétera. 

Edicion: 
Noticias 2017