Unidad para la lucha en provincia de Bs. As.

Docentes: podemos pararle la mano a esta política

Printer-friendly versionPDF version
Fecha: 
14/02/2017 - 13:39

Reproducimos una declaración de Azul y Blanca de la provincia de Buenos Aires, integrante de la lista Multicolor de SUTEBA

El gobierno de María Eugenia Vidal ha planteado una cifra tope del 18% de la siguiente manera: 4,5% a partir de enero y la misma cifra se sumaría desde abril, luego desde junio y por último desde octubre. En síntesis en el mes de noviembre un maestro que recién se inicia y hasta los dos años de antigüedad recibiría en mano por su trabajo la misérrima suma de $11.565.
La gobernadora Vidal redujo el presupuesto educativo en $17 millones para el 2017. En una provincia donde las necesidades son cada vez mayores, en lugar de pensar en aumentar como exigen las enormes necesidades en educación, “ahorran”.
En la Argentina gobernada por Macri una familia tipo necesita para vivir más de $30.000 por mes. Suma a la que no llegamos aunque trabajemos en tres cargos. Para una vida digna y una educación de calidad tenemos que cobrar en un cargo lo necesario para cubrir los gastos de la canasta familiar.
Nosotros tenemos un salario conformado de $9.801,34  inicial de bolsillo con un básico de $4.240,50 a partir de las vacaciones de invierno de 2016. El gobierno de Vidal no reabrió la discusión salarial a pesar que la inflación superó lo acordado. La pérdida del poder adquisitivo se ubicó entre el 8 y el 10%. Además negó a todos los estatales provinciales dar un bono de fin de año que sí recibieron otros bonaerenses.
El gobierno nacional presupuestó una inflación del 17% para el 2017 teniendo en cuenta los proyectados tarifazos de luz, gas, agua, combustible, etc, aunque varios economistas aplaudidores de la línea oficial plantean una cifra alrededor del 25%. 
Esto sucede con los trabajadores, pese a que el gobierno de Macri, desde el día de su asunción y en campaña electoral prometió pobreza 0, trabajo para todos y acordó en diciembre de 2016 ningún despido más. Lo cierto es que la pobreza aumentó en forma escandalosa, según las estadísticas y lo que vemos en los barrios, ha crecido el número de pobres en un 20% y con ello el hambre de miles de hogares. Los despidos no han parado. En el año 2016 hubo 127.000 sólo de trabajadores formales y se han sumado 5.000 en este mes de enero.
La pequeña y mediana industria está desapareciendo. Han cerrado 5.000 en este último año. También están en la lona los pequeños y medianos productores del campo. La Pampa está incendiada en una gran superficie, lo mismo que Río Negro. Santa Fe y una parte de nuestra provincia bajo el agua, con poblaciones enteras que han perdido todo. Miles de cabezas de ganado ahogadas, miles de tambos que cierran. Las quintas del cordón verde de La Plata y Berazategui fueron devastadas por el temporal del 5/2. A los gobiernos nacional y provinciales no se les mueve un pelo.
Con esta política económica que beneficia a los grandes terratenientes, a las mineras, a los agroexportadores, no hay lugar en la Argentina para más de 20 millones de habitantes ¿Qué vamos a hacer los 20 millones restantes?
El Frente Gremial está planteando un 10% de pérdida salarial del año pasado y un 25% de aumento en la paritaria. Esto nos lleva exactamente la cifra de la pobreza. Por eso la consigna que publicita es ningún docente por debajo de la línea de la pobreza.
Los docentes que conformamos la Agrupación provincial Azul y Blanca no estamos de acuerdo con esa formulación. Creemos que nos merecemos un salario que nos permita ir alcanzando los montos de la canasta familiar en un solo cargo, mejorando substancialmente la calidad educativa, dedicándonos a nuestros alumnos, a sus necesidades pedagógicas, a la capacitación en servicio, a la elevación de nuestra cultura para poder elevar la cultura de nuestros chicos y jóvenes. Con un salario de pobreza eso es imposible.
Por eso estamos dispuestos a dar la lucha en la paritaria junto a la comunidad educativa partiendo de las necesidades de cada escuela por un mayor presupuesto educativo para: Un sueldo, en camino a la canasta familiar en un solo cargo de $12.000 de básico y $15.000 de inicial y seguir discutiendo durante el año con una cláusula gatillo auténtica y real que nos permita ir reacomodando el salario a la inflación. Por el saneamiento del IOMA y la defensa del IPS. Por un Sistema Integral de Salud Estatal para los trabajadores de la Educación. Inversión en becas para que todos los niños y jóvenes puedan estudiar. Comedores en todos los servicios educativos provinciales. Infraestructura digna que no nos haga perder días de clase por falta de agua, o porque los techos se caen, o los baños se desbordan. 
Si no se dan estas condiciones entendemos que tenemos que ir al no inicio de clases, en el marco de la mayor unidad posible, con todos los gremios docentes y estatales, con grandes movilizaciones, tanto a nivel local, en cada distrito, con las comunidades educativas de cada escuela por sus necesidades concretas, como a nivel provincial.
 
Para preparar el plan de lucha proponemos: No inicio de clases el 6/3. Paro por 48 horas más el paro internacional de mujeres del 8/3.
Participar activamente de la movilización convocada por la CGT el 7/3.
Unir nuestra lucha con las acciones que decidan unificadamente los estatales de la provincia y a nivel nacional. Asambleas por escuela desde el 13 al 15 de febrero y reunión de delegados con mandato escrito de escuela el 16 en cada distrito, en consonancia con lo que han convocado los gremios del Frente Gremial y Udocba.
Pararle la mano al gobierno que pretende imponer el hambre y el ajuste requiere la mayor unidad posible en las calles y nuestro mayor compromiso y protagonismo en las luchas que se avecinan. 
Edicion: 
Hoy 1655 15/02/2017